Lo que debes saber de un tapete antifatiga

Para la mayoría de la gente, los tapetes antifatiga de Unimat no parecen especialmente interesantes ni se distinguen de otros tipos de alfombras de goma. Suelen tener un metro de ancho por uno o dos de largo. Sin embargo, a pesar de su aspecto ordinario, las alfombras antifatiga ayudan a reducir la tensión de los músculos y las articulaciones para aumentar la concentración y, al mismo tiempo, reducir la fatiga.

¿Quién utiliza las alfombras antifatiga?

Las alfombras antifatiga desempeñan un papel crucial en muchas industrias, para aumentar la productividad y al mismo tiempo preservar la salud del personal. Los trabajos que requieren que su personal esté de pie la mayor parte del día pueden beneficiarse del uso de alfombras antifatiga. Algunos ejemplos de estos sectores son: personal de bar/cocina, trabajadores de almacén, cadena de montaje y muchos más.

¿Cómo funcionan?

Estar de pie durante largos periodos de tiempo sobre una superficie dura no sólo es incómodo, sino que también provoca fatiga física. Como los músculos de las piernas se vuelven estáticos con el paso del tiempo, los músculos tienen que trabajar más para mantener esa posición erguida. Esto reduce el flujo sanguíneo, lo que provoca tensión y malestar tanto físico como mental, lo que reduce la productividad y el estado de ánimo general.

En este caso, el corazón de los empleados tiene que trabajar más para bombear la sangre, lo que, a su vez, quema más energía. Además de la tensión del corazón, los músculos de las piernas, especialmente los de la rodilla, están constantemente tensos. Esto ejerce una presión adicional sobre las articulaciones, lo que puede provocar tensiones durante largos periodos de tiempo.

Si se introduce una esterilla antifatiga en este escenario, la tensión se reduce considerablemente. La sutil flexibilidad de la esterilla antifatiga anima a los usuarios a ajustar sus pies y piernas, lo que permite que los músculos se contraigan y expandan. Este movimiento muscular, por leve que sea, aumenta el flujo sanguíneo y la cantidad de oxígeno que llega al corazón. Esto reduce en gran medida la fatiga y garantiza que el cerebro se mantenga alerta en todo momento.

Factores clave en los que hay que fijarse

Firmeza:

No se trata de instalar simplemente una alfombra blanda, ya que una alfombra de goma demasiado blanda o dura seguirá provocando tensión. Las pruebas demuestran que la firmeza ideal de una alfombra antifatiga está entre 0,6 y 0,9 Mpa. Esta firmeza es la justa para que se comprima ligeramente bajo los pies sin que se doble por completo.

Las alfombras demasiado duras pueden hacer que el usuario se mantenga demasiado rígido, lo que puede provocar posibles coágulos de sangre en las piernas al no poder moverse con comodidad. Del mismo modo, es probable que el usuario se mueva demasiado cuando la esterilla es demasiado blanda, lo que puede afectar a la postura de su cuerpo. Esto puede causar molestias en las rodillas, los tobillos y las caderas, además de contribuir a dolores de espalda más adelante.

Contenido de caucho:

La proporción ideal de contenido de etileno en la esterilla debe oscilar entre el 45% y el 85%. Cuanto mayor sea el porcentaje de etileno, más dura será la alfombra al pisarla. Esencialmente, la alfombra debe ser capaz de volver instantáneamente a su forma original una vez que se mueve cualquier peso o presión de un lado a otro. Si el contenido de etileno no es lo suficientemente alto, la alfombra tardará más en volver a su forma original. Esto puede dar lugar a una superficie de paso irregular que puede suponer un peligro potencial de tropiezo.

Bajo mantenimiento:

El diseño de la superficie superior de las alfombras antifatiga suele presentar crestas y hendiduras que pueden acumular suciedad y residuos después de su uso. Para asegurarse de que la alfombra antifatiga funcione a pleno rendimiento, deberá limpiarla una o dos veces a la semana, dependiendo del uso. Para garantizar que la alfombra no se deteriore durante su uso, es importante elegir una alfombra fabricada con materiales fáciles de limpiar, como la espuma de célula cerrada. Este material en particular también es excelente para soportar largos períodos de uso sin deteriorarse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *